¿Ya conoces la dieta de los puntos? El régimen alimenticio que exigen algunas de las dietas para bajar de peso suele resultar un desafío para las personas que las dieta de los puntosinician, en especial para aquellas que están acostumbradas a comer determinado tipo de alimentos que son considerados por estas dietas como un “pecado”. Con una dieta muy restringida se corre el riesgo de que la persona involucrada caiga en la situación de volver a sus viejos hábitos alimenticios; se aburra al inicio, la mitad o al final del proceso; o se presente una situación externa que le imposibilite a cumplir la meta en el tiempo establecido. Con esto se pierde el progreso acumulado por la dieta y, en la peor de las circunstancias, hace que terminen abandonándola por completo.

Esto no debería ser una situación de angustia. Si por te sientes profundamente identificado/a con este tipo de casos, o si simplemente buscas hacer una dieta equilibrada diferente, divertida, que no posea tantas restricciones en el tiempo de las comidas, y que no te encasille a comer exclusivamente un grupo de alimentos, no te preocupes. Hoy traemos para ti toda la información que debes conocer sobre una de las dietas alternativas que ha estado dando de qué hablar durante los últimos años: la dieta por puntos.

¿En qué se basa la dieta de los puntos?

La dieta por puntos está dirigida principalmente a aquellas personas que buscan tener un peso saludable, ya sea manteniendo o reduciendo su peso actual, pero que no desean cambiar drásticamente sus hábitos alimenticios o modificar de manera radical el ritmo de su vida cotidiana. Para ello, esta dieta se basa en un sistema de puntos (del cual sale el nombre de la dieta, estableciendo los puntos de los alimentos), cuyas bases son el tipo de alimentos y las características físicas de la persona.

Dependiendo de la información nutricional del alimento se le asignará una determinada cantidad de puntos que lo represente. De esta forma, podría decirse que todos los alimentos conocidos, incluso los considerado “prohibidos”, poseen su propia cantidad de puntos.  Estos puntos se comparan con el límite de puntos obtenidos por un cálculo que toma en cuenta las características biológicas del individuo, sus actividades físicas, y los objetivos que se haya planteado con la realización de esta dieta.

Adelgazar por puntos – Cómo calcular

dieta de los puntos gratisAl momento de comenzar con la dieta por puntos deberás determinar si tu objetivo es mantenerte en tu peso actual, o si lo que deseas es adelgazar. La respuesta afectará directamente el resultado del cálculo que determina el límite de puntos que podrás consumir diariamente.

Si tu objetivo es perder peso entonces deberás consumir una cantidad de alimentos (o de “puntos”) que esté por debajo del límite que tu cálculo personal te permita.  En otras palabras, comerás tan solo un poco menos de lo que tendrías que comer si tu objetivo fuera mantener tu peso actual, siempre guiándote por el cálculo de los puntos.

Tabla de los puntos

Aquí os dejamos el valor por puntos de alimentos para la dieta de los puntos que puedes usar para elaborar tus recetas y conseguir una dieta equilibrada:

dieta de puntos

 

dieta puntos

 

la dieta de los puntos

 

Calculadora dieta de los puntos

 

los puntos

Recomendaciones a tener en cuenta en la dieta de los puntos

Es muy aconsejable imprescindible que seas asesorado/a por un profesional, que lleve un registro de tu evolución corporal a lo largo de la dieta por puntos, que te ayude a determinar los aportes nutricionales de cada alimento, y que te guíe en la creación de tu menú diario.

Es importante que la persona coma 5 veces al día (el desayuno, la media mañana, el almuerzo, la merienda y la cena) para el correcto balance nutricional entre comidas.

Debe respetarse el mínimo y el máximo de puntos a consumir. Puede parecer un juego, pero se sigue ingiriendo comida, y de no cumplirse esta parte de la dieta se corre el riesgo de quebrar la misma, echando a perder todo el progreso obtenido. Sobrepasarse con la cantidad de puntos consumidos diariamente, cuando el objetivo es adelgazar, revertirá el efecto de la dieta. Y comer menos de la cantidad de puntos asignada para adelgazar puede producir desnutrición en la persona.

dieta por puntosPor otro lado, a pesar de que la dieta por puntos te permita darte algunos, no se debe abusar de esto. La dieta por puntos está diseñada para no ser tan restrictiva con los ritmos de vida a los que están acostumbradas las personas, así como para dar libertad a la hora de escoger tus comidas, pero eso no significa que deba ser tomada a la ligera. Sin cierto nivel de compromiso, nunca podrás conseguir los resultados que deseas.

Además, es esencial cumplir con un ciclo de sueño normal. Extender las horas en las que se está despierto no solo genera “antojos de media noche”, sino que obliga al cerebro utilizar más de la energía que está obteniendo de los alimentos, y esto puede producir un desbalance en tu dieta.

Alimentos no permitidos en estas dietas

Debido a su alto contenido en azucares, grasas y otros elementos no deseados para nuestro objetivo hay ciertos alimentos que deben ser totalmente evitados en la dieta de los puntos. Así que los alimentos que deberíamos tenemos que evitar a toda costa son:

  • Bebidas alcohólicas
  • El azúcar
  • La mayonesa
  • Cualquier tipo de salsa edulcorada
  • El chocolate
  • Galletas, magdalenas y bollería industrial
  • Las golosinas industriales
  • Refrescos
  • Quesos
  • Embutidos a excepción del pavo y el jamón york

¿Cómo se hacen los cálculos para la dieta de los puntos?

Realizar el cálculo de cuántos puntos debe consumir diariamente una persona en específico no presenta demasiada dificultad. Solo necesitas tener a la mano una calculadora y una buena voluntad para realizar esta dieta por puntos. Podrás establecer la estrategia a seguir para conseguir el peso ideal con la calculadora. El cálculo de los puntos diarios que debes consumir tomará en cuenta los siguientes seis factores:

  • Sexo: Si se trata de una mujer se suman 7 puntos al cálculo; en cambio, si se trata de un hombre se acumulan el doble de puntos que la mujer, + 1 punto extra, es decir, 15 puntos.dietas por puntos gratis
  • Edad: Mientras más edad tenga la persona menos puntos acumulará. Si la persona se ubica entre los 18 y 20 años acumula 5 puntos; entre los 21 y 35 años se acumulan 4 puntos; si está entre los 36 y 50 años, 3 puntos; los que tengan de 51 a 65 años acumulan 2 puntos; y a partir de los 65 años se acumula solamente 1 punto.
  • Peso: Para calcular los puntos correspondientes al peso se debe tomar en cuenta que por cada decena de kilogramos que tenga la persona se acumula un punto, redondeando hacia abajo. Así, una persona que pese 56 kg acumula 5 puntos, mientras que alguien que pese 71 kg acumula 7 puntos.
  • Estatura: Para calcular el parámetro relacionado a la estatura se utiliza como punto medio 1,60 m. Si la persona mide más de esta medida, entonces acumula 2 puntos en su conteo; si mide menos de 1,60 m, entonces suma únicamente 1 punto.
  • Nivel de actividad física: Dependiendo de la actividad física que realice la persona se le sumarán puntos o no se le sumará ninguno. La cantidad de puntos se suma de par en par. A las personas que puedan ser consideradas 100% sedentarias no se les suma ningún punto, ya que no necesitan energía extra que sea quemada en su vida cotidiana; quienes estén la mayor parte del día de pie acumulan 2 puntos; aquellas personas que deban caminar mucho en el día suman 4 puntos; por último, el grupo de personas que haga o necesite hacer esfuerzo físico diario acumula una cantidad de 6 puntos.
  • Objetivo: El último aspecto a tener en cuenta es la meta que esperas alcanzar al realizar la dieta por puntos. Si no buscas perder peso, sino mantenerlo, entonces se suman 4 puntos al conteo; quien desee bajar de peso no debe sumar ningún punto extra, ya que esto entorpecería su objetivo.

Ten en cuenta que todos esos campos deben ser respondidos con total sinceridad para el resultado óptimo del cálculo final.

Ahora se procede a la sumatoria de puntos, cuyo resultado será la guía para formar tu nuevo plan de alimentación para conseguir el objetivo que te propongas. Pongamos un ejemplo que te ayude a guiarte:

Supongamos que la persona que tiene interés por realizar la dieta por puntos es una mujer de 38 años de edad, que pesa 70kg, mide 1,66 m, camina todos los días desde su casa hasta el trabajo y del trabajo a su casa, y cuyo objetivo es bajar de peso. Se debe hacer la siguiente sumatoria de puntos: 7 (mujer) + 3 (38 años) + 7 (70kg, siete decenas) + 2 (+1,60 m) + 4 (camina con regularidad) + 0 (no desea mantener su peso actual). Los cálculos de esta ecuación dan un resultado total de 23 puntos. Esta mujer diariamente debería consumir el equivalente en alimentos de 23 puntos. Si la misma mujer no deseara adelgazar sino mantener su peso, entonces el resultado hubiese sido 27 (+4 puntos de objetivo).

¿Realmente funciona la dieta de los puntos?

Para que la dieta por puntos pueda ser efectiva, es importante ser sincero a la hora de realizar el conteo de puntos y estar seguro de que la sumatoria se realiza de manera correcta. Cualquier error en el cálculo, por insignificante que parezca, podría alterar todo el resultado, y sabotear el objetivo que la persona se plantee.

dieta de los puntos recetas

Dicho esto, la dieta por puntos puede ser poderosamente efectiva cuando se lleva a cabo de la manera apropiada. Es precisamente esta efectividad, y la facilidad para realizarla, lo que le ha ganado tanta popularidad durante los últimos años.

Ventajas y desventajas de la dieta de los puntos

Entre las ventajas que ofrece la dieta por puntos está la muy señalada flexibilidad en torno a los tipos de alimentos que se pueden comer. De seguirse con disciplina y de manera saludable, este plan de alimentación permite incluir sin problema muchos alimentos que otras dietas prohibirían sin dudarlo un instante.

Casi cualquier persona pueden llevar a cabo la dieta de los puntos con los alimentos adecuados, y es una buena manera de llevar el control sobre la cantidad de comida que se ingiere en el día a día. Puedes llevar tu conteo de puntos incluso en situaciones cotidianas, como eventos, reuniones, o en cualquier restaurante.

Sin embargo, sabemos muy bien que todo en exceso es malo, y al tratar con algo que afecta directamente nuestro organismo no debemos tomarnos las cosas a la ligera. Las flexibilidades que ofrece la dieta por puntos no representan una completa libertad. Diariamente se debe llevar un estricto registro de cuántos puntos se han consumido, esto puede ser un factor desmotivado para una persona que no esté completamente comprometida.

dietas por puntos

Sobrepasarse del límite o no cumplir la cantidad mínima de alimentos para la dieta de los puntos no son las únicas cosas que podrían generar algún trastorno alimenticio. El no respetar la Pirámide Nutricional (que recomienda una distribución en la dieta de 50% carbohidratos, 30% de grasas y 20% de proteínas) puede poner en riesgo tu salud. Así que es muy recomendable que al pasar el mes de ser cumplida la dieta por puntos se acuda a un nutricionista, que se encargue de evaluar de forma profesional tu condición física.

Recetas para hacer bien la dieta de los puntos

Al realizar la dieta de los puntos con alimentos adecuados se debe buscar un equilibrio entre los puntos y los valores nutricionales, para así no afectar en buen funcionamiento de tu organismo. A continuación, te presentaremos una receta que sirve como ejemplo del tipo de comidas recomendadas para tu dieta equilibrada, aunque recuerda siempre que el punto fuerte es que adelgazar con la dieta por puntos es fácil ya que te da la opción de comer casi cualquier alimento (siempre que lleves con mucho cuidado el conteo de puntos).

Puré de Lentejas con Apio

Esta receta de puré de lentejas rinde para dos porciones, cada una de las cuales aporta 3 puntos de la dieta.

Ingredientes (2 personas):

  • 75 gramos de lenteja (3,5 puntos)
  • Un puerro (0 puntos)
  • Media cebolla (0 puntos)
  • Una zanahoria (0 puntos)
  • Un tallo de apio (0 puntos)
  • Un diente de ajo (0 puntos)
  • Una cucharada de aceite de oliva extra virgen (2,5 puntos)
  • Sal (o puntos)

Preparación:

Colocar las lentejas en una olla y se cubrirlas con agua fría. Después de lavar y pelar las verduras, agregarlas a la olla. Cocinar por 1 hora aproximadamente. Separar las zanahorias del resto de los ingredientes para picarlas. Las lentejas y los acompañantes se colocan en una batidora o una licuadora hasta que se mezclen los ingredientes.

Cuando el puré esté listo, se coloca en una olla junto a las zanahorias picadas, y se cocina por 30 minutos. Es en esta fase del proceso cuando se agrega sal al gusto, y una cucharada de aceite de oliva, y se mezcla con una cuchara. El puré está listo para servirse y tu estarás list@ para empezar la dieta por puntos. Aunque si estás interesado podemos ofrecerte unas cuentas dietas más cómo estas: